Peligro: estudiante con el ordenador en la clase

Acabo de ver este vídeo donde un profesor mete el portátil de un alumno en nitrógeneo y después lo hace pedazos contra el suelo. Lo hace para recordar a todos sus alumnos que no se puede usar el ordenador durante la clase.


Idependientemente de que el vídeo sea una ficción, sirve como excusa para pensar el impacto de la tecnología en la enseñanza. Después de ver esto me pregunto ¿cómo de preparados estamos para el cambio? Claro que debemos entender que el elearning no se limita a la enseñanza no presencial y que no es algo que queda para fuera del aula. La conducta de este profesor demuestra lo lejos que está todavía de aceptar el cambio que la llegada de las TIC pueden suponer para el aprendizaje. Desgraciadamente, creo que el miedo de este profesor es muy común. He podido comentar el comportamiento de los alumnos que tienen el ordenador durante las clases y provoca miedo en los profesores. Dicen que los alumnos se distraen, que no prestan atención, hay miedo a que graben, filmen, etc. al profesor y difundan ese material por Internet, etc.

En este artículo, Mike Elgan comenta esta misma situación. Su planteamiento es sugerente y radical: en lugar de prohibir los portátiles en las clases magistrales porque no acabar con las clases magistrales. Reconoce que muchos alumnos se distraen con los ordenadores. Pero seguro que también son los que se distraen dibujando, mirando por la ventana o, quizá, echándole un ojo al compañero/a de al lado (lo mismo explicaba Antonio Fini). Elgan habla de otros alumnos que sacan el máximo provecho a su ordenador durante las clases magistrales:

While some students are slacking, others are using note-taking tools like OneNote or Evernote, recording lectures and looking up supplemental information. Motivated students are constructing their own accelerated learning systems.

Según Elgan, el impacto del ordenador en el aprendizaje durante las clases magistrales no debe medirse en el grado de distracción sino en la cómo la prohibición del ordenador “would simply be less learning”.

La misma idea defendió Jeff Jarvis en su conferencia TEDxNY: el problema no son los ordenadores en las clases magistrales sino las clases magistrales en sí mismas porque son un modelo totalmente agotado en una época donde la sobreabundancia de información pone a nuestra disposición el tipo de conocimiento que podíamos al que podíamos acceder en una clase magistral con sólo hacer una búsqueda en Google. En palabras de Jarvis:

Once you’re distributed, then one has to ask, why have a university? Why have a school? Why have a newspaper? Why have a place or a thing? Perhaps, like a new news organization, the tasks shift from creating and controlling content and managing scarcity to curating people and content and enabling an abundance of students and teachers and of knowledge: a world whether anyone can teach and everyone will learn. We must stop selling scarce chairs in lecture halls and thinking that is our value.

Creo que lo esencial de este debate es cómo las TIC pueden servir como una tecnología disruptiva que abre la posibilidad de cambiar el aprendizaje y la enseñanza y las resistencias y desafíos que esto provoca.

Este otro artículo de prensa recoge más casos de profesores que han prohibido el uso del ordenador durante sus clases magistrales. Aquí una experiencia personal y unas notas relacinadas con el tema.

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s